Rosquitas de Anís




Estas son, asi se hacen las rosquitas de la abuela Julia, osea mi abuela:

Transcribo textualmente sus palabras:
Ingredientes:
  • Harina cualquiera 1 kg. ó 1 y 1/2 kg.
  • Menos de 1/2 litro de aceite
  • La misma cantidad de vino (blanco o tinto) nosotras usamos el más berreta.
  • Anís, un puñado (en grano)
Receta:
Ponés a fuego moderado el aceite y una cucharada sopera de anis en una olla chica a mediana. Cuidar de que no se queme el anis. A los 3 minutos la cocina se llena de olor a anis, y ese aroma para mi es mi Abuela.


Saco del fuego y espero que se enfrie, (nosotras enfriamos la olla más rápido, tapando la bacha de la cocina con algo y dejando llenar de agua para poner la olla dentro de esa agua fria. Luego agrego el vino.

Ponés en la mesa, la harina, le haces el hueco y ponés el vino, el aceite y el anis de la olla de a poco y mezclás la masa.






Armo las rosquitas (a la vez encender el horno alto (180Cº)



Y pongo en una cacerola agua a fuego alto hasta que hierva, la dejo hervir constantemente.






Pongo primero a cocinar las rosquitas en el horno, cuando
las saco del horno ( la fuente sin aceite, estas no se pegan!) las paso por el agua hirviendo  (en tandas).

Así soy yo: Los trastos son y deben ser heredados,
enlozados y con historia familiar:
 Lechera de la abuela Teresa - Fuente oval de la Tia Juana 
Fuente rectángular de Mamá

Esto todo a la vez:
Preparar una fuente para secarlas  y un plato con azucar cerquita de la olla con el agua hirviendo.


Entonces hacés los siguientes pasos:

HORNO 
(las sacás del horno un poco doraditas ó muy doraditas según tu gusto)
 AGUA
(las pasás por el agua hirviendo un segundo)
ESCURREN
(las escurrís en plato un ratito)
AZUCAR
(las pasás por un plato con azucar)
FUENTE
(las dejás reposar en una fuente para que sequen bien)
(Fin)





SALEN 4 ASADERAS DE LAS QUE VIENEN CON LA COCINA TAMAÑO STANDARD PARA PIZZA
Hay gente que le gustan recién salidas del horno,
pero ojo porque caen pesaditas.

Y hay otros más pacientes que esperan a que se sequen bien y agarren bien el aroma a anís.


Dicen que es una vieja receta española...mi abuela es del norte argentino, y aprendió a hacer las rosquitas de ver a una tia, que a su vez habia heredado la receta de su madre, una señora española,
 osea mi ta-ta-ra-abuela.

Lo que me cuenta mi abuela es que en el campo, que es donde ella y sus hermanos y tios se criaron porque todos trabajaban en uno, no se estilaba ir al super a comprar galletitas obviamente, por eso siempre habia cosas básicas que nunca faltaban,  como la harina, el azúcar, el vino y el aceite y con eso se hacia casi todo lo comestible...lo demás es historia.